100 unidades de la EPE ya están utilizando biodiesel puro

Lo más leído

Columna semanal

La bioeconomía como modelo de desarrollo industrial sostenible

El enfoque de la bioeconomía se ha instalado como una de la formas más eficaces para contrarrestar los efectos del calentamiento global, causante del cambio climático, y a la vez, contribuir al desarrollo de las naciones. Fundamentalmente, en aquellas donde la agricultura y sus encadenamientos productivos están más desarrollados.
 
 

La Empresa Provincial de la Energía de Santa Fe (EPE) dio un paso más en el camino de la sustentabilidad al incorporar el uso de biocombustibles en su flota de vehículos.

Luego de una exitosa prueba durante 3 meses con el uso de B25, una mezcla de 25% biodiesel y 75% gasoil, unas 100 unidades comenzaron a utilizar biodiesel puro.

De esta forma, EPE ratifica el liderazgo en la implementación de políticas sustentables en todos los espacios de trabajo de forma de conseguir un ahorro considerable para la empresa e inspirando a todo el personal y a los usuarios en el cuidado del medio ambiente.

Maximiliano Neri, presidente de la empresa destacó que “La biomasa como vector energético es el futuro sin lugar a dudas, no solo resuelven un problema ambiental al ser ciclos de carbono neutro sino que también mejoran considerablemente la calidad del aire que respiramos. La apuesta por utilizar biocombustibles en nuestra flota mejora la ecuación económica de nuestra empresa pero por sobre todas las cosas es una iniciativa que cuida a los ciudadanos mejorando el aire que respiran y de esta manera disminuye el riesgo de contraer enfermedades cardíacas y respiratorias de nuestra población.”

Lectura sugerida

 

Por su parte, la Secretaria de Energía, Verónica Geese resaltó que “Agrupamos algunos de los vehículos que hoy están en la EPE funcionando a biodiesel santafesino en otra de las pruebas realizadas para mostrar como todo tipo de motores hoy pueden funcionar a con 100% biodiesel, muy conformes con los resultados que están arrojando las pruebas».  

Agregó que «Con respecto a lo técnico obviamente también tenemos todo un equipo que está llevando adelante esta prueba para que no queden dudas de que hoy en la matriz energética Argentina podríamos tener mucho más integrado los biocombustibles, que aportan a la Cadena de valor en las economías regionales, que aportan empleos verdes en Santa Fe  y a su vez aportan empleos verdes en Toda la Argentina».

«Nos honra llevar adelante esta prueba en una Empresa Provincial de la Energía que se prepara para el futuro y para todo lo que son las energías limpias y está siendo una gran herramienta para la provincia”, concluyó.

Lectura sugerida

 

La acción está en línea con lo que sucede en el resto del mundo, donde varios países han tomado la iniciativa y llevan a cabo políticas con el incentivo de la motorización sustentable. EPE fue a lo largo de 3 meses virando gradualmente el consumo de combustible de su flota al Biodiesel, comenzando con 15 unidades en septiembre y llegando a las 100 unidades que ya están utilizando únicamente el combustible de origen vegetal. El biodiesel reduce drásticamente las emisiones de dióxido de carbono, colaborando muy favorablemente con el cuidado del medio ambiente.

EPE lleva adeante un programa de sostenibilidad con varias acciones concretas. Este año incorporó 4 vehículos eléctricos, varias estaciones de carga en distintos puntos de la provincia, las facturas sustentables, la optimización de la oficina virtual y todo lo vinculado a los trámites de manera remota y digital, además de reemplazar el papel de las oficinas por papel sustentable para el uso dentro de sus dependencias, la instalación de más de 300 conexiones fotovoltaicas a lo largo de toda la provincia, el lanzamiento de GENERFE e Iluminá Tu Provincia, todas iniciativas enmarcadas dentro del programa EPE SUSTENTABLE.

Más allá de priorizar el impacto medioambiental, el uso de biodiesel implica un ahorro económico del 20,3%, lo que permitiría un ahorro potencial de $16.800.000 al año. 

 
 
 
 
 

Últimas Noticias

Una ‘caminata’ por los senderos de la bioeconomía ancestral

Con motivo de la celebración de la 'Semana de la Movilidad Sostenible', el autor relata su experiencia de transitar diferentes trayectos del ‘Camino Inca’. Un legado de conocimientos sobre ingeniería agrícola, experiencias en el uso y aprovechamiento de plantas como fuentes de alimentos y medicamentos, y destrezas en el uso de materiales locales para la construcción de viviendas.