Las Antípodas y un vino 100% juninense

Lo más leído

Hallazgo científico: ¿estamos ante el fin del glifosato?

Investigadores alemanes descubrieron una sustancia de origen natural que tiene el mismo efecto que el demonizado herbicida.

Indonesia fija fecha para llevar la mezcla de biodiesel a 40%

Los planes se habían demorado por la baja en el precio del crudo de petróleo, pero el repunte de las últimas semanas reflotó el programa B40.

Repsol produce por primera vez en España biocombustible para aviones

Repsol ha completado con éxito la fabricación del primer lote de biocombustible para aviación del mercado español. Con este...

Somos Fibra: la fábrica de ropa sostenible de INTA duplica sus ventas online

Motivados por una mayor consciencia ambiental y social, más digitalizados, atentos al origen de los productos y con foco en la trazabilidad, cada vez más consumidores optan por productos sostenibles, como los que ofrece la marca del INTA.

Investigación demuestra los beneficios del maní en pacientes diabéticos

Es una opción de bajo costo que ayuda a disminuir la glucosa en sangre si se consume diariamente como parte de una dieta balanceada.
Emiliano Huergo
Manager BioEcomomia

Esta columna, la anteúltima columna del año, es muy especial. Está dedicada a un proyecto totalmente disruptivo que acaba de entregar sus primeros frutos. Finca Las Antípodas, uno de los primeros viñedos radicados en la provincia de Buenos Aires, acaba de presentar su primer vino elaborado 100% con uvas propias. Una satisfacción enorme para los involucrados en el proyecto y para quienes conformamos BioEconomía, pues con sus creadores nos une una gran amistad.

La idea surgió hace 7 años de dos emprendedores juninenses. Mariano Tessone, abogado y Juan Pablo Richelmini, productor avícola, tenían el sueño de todo amante del vino. El viñedo propio. Mariano contaba con algo de experiencia en el emprendedurismo y la producción de bebidas alcohólicas. Hace unos 20 años, incursionó en la producción de cerveza artesanal, aunque en esa oportunidad, lo hizo como un pasatiempo. Pero ahora la cosa iba más en serio. El objetivo era hacer buen vino. Por eso buscaron el asesoramiento de destacados enólogos y agrónomos especialistas en vides. Luego de los estudios de suelos y el clima, se seleccionaron las variedades y plantas que mejores probabilidades de adaptación tenían para la zona.

En 2013 comenzaron con la preparación del terreno y las plantaciones de vides con las cepas seleccionadas: Malbec, Petit Verdot y Cabernet Franc. Como era de esperar, el camino no fue fácil. La experiencia de cultivar vides en la zona era nula. Hubo que aprender a combatir insectos poco habituales en estas plantas y a controlar las aves que se llevaron la primera cosecha casi completa.

Lectura sugerida

 

Mientras las plantas crecían en los jardines de Las Antípodas, el bonito predio se iba convirtiendo en el reducto favorito de los juninenses amantes del vino. Los viernes y sábados de catas de vinos y los eventos gastronómicos se convirtieron en un clásico. Y como no podía ser de otra manera, llegó la huerta propia y recientemente se instalaron tres cabañas ecológicas que se inaugurarán en los próximos días. A 250 kilómetros de Buenos Aires, Las Antípodas ofrece hoy un lugar privilegiado para que los amantes del vino puedan disfrutar del enoturismo.

Pero Juan Pablo y Mariano no querían distraerse de su sueño. Corría el año 2016 y con las pocas uvas que habían dejado los pájaros intentaron elaborar sin éxito sus primeros litros de vino. Algo no salió como se esperaba y el vino se avinagró. La segunda cosecha, 2017, también se perdió casi por completo. Los registros de las lluvias de primavera y verano estuvieron entre los más altos de la historia. Ideal para las cosechas récords de maíz y soja, los cultivos principales de la zona, pero a Mariano y Juan Pablo se le pudrieron casi todas las uvas del viñedo.

Lectura sugerida

 

Lejos de bajar los brazos ante la adversidad, los emprendedores redoblaron la apuesta. Se fueron a Mendoza a buscar uvas para poner en marcha la bodega juninense. Con levaduras autóctonas de Junin, desarrolladas junto a la Universidad Nacional del Noroeste de la Provincia de Buenos Aires (UNNOBA), crearon el primer vino juninense. 300 botellas de Forastero 2017. Ese mismo año, Laureano Gomez -con quien forjaron una gran amistad- les proveyó también de uvas para elaborar su segundo vino. Dos Charlatanes. Poco tiempo después, se suma al proyecto otro amigo, Matías Noberasco. Los charlatanes ahora son tres.

Pero algo faltaba. El vino 100% juninense. ¡Y llegó! La buena cosecha en 2018 les iba a permitir concretar el ansiado anhelo. En un emotivo evento celebrado el pasado sábado 21 de diciembre, se presentó Las Antípodas Field Blend 2018, el primer vino 100% juninense. Mariano explicaba que el Field Blend se refiere a la producción que entrega la finca. Es decir que no se trata de un corte pensado desde lo enológico, sino elaborado de acuerdo a los porcentajes cosechados de cada cepa. En el evento se presentaron otros vinos elaborados por los emprendedores juninenses, que blendeando diferentes uvas juninenses y mendocinas, han demostrado un gran conocimiento en el arte de elaborar vinos.

Ahora que saben que es posible cultivar vides en Junín y hacer buenos vinos, viene la etapa difícil de poder consolidar la producción y ajustar la sintonía fina para optimizar los procesos. Ya habrá tiempo para pensar en eso. Ahora es momento de celebrar.

 
 
 
 

Últimas columnas

¡Cerdos!

El posible desembarco de capitales chinos para instalar granjas de cerdos en Argentina encendió las redes sociales con debates cargados de emociones ideológicas y carentes de fundamentos técnicos y científicos.

Cerca de una nueva revolución

El martes pasado se desarrolló el quinto y último encuentro “Bioeconomía: la salida de la crisis con oportunidad”, una ciclo de charlas virtuales abiertas...

Biocombustibles, agroindustria y cannabis

La industria de biocombustibles se reunió con Kulfas, 42 organizaciones lanzaron el Consejo Agroindustrial y Ginés presentó avances en legislación de cannabis.

El río de los sueños

El nuevo puerto de ACA en Timbúes se suma a un enorme complejo agroindustrial que desarrollado a partir del dragado de la hidrovía del Paraná

Esperanza

Los ministros de producción de Córdoba y Tucumán respaldaron al bioetanol. Una industria que es la llave para el desarrollo de un modelo único de producción sustentable.
 
 

Suscribite al Newsletter

Holler Box