Bahía Energía apuesta al valor agregado con sostenibilidad

Lo más leído

Columna semanal

La bioeconomía como modelo de desarrollo industrial sostenible

El enfoque de la bioeconomía se ha instalado como una de la formas más eficaces para contrarrestar los efectos del calentamiento global, causante del cambio climático, y a la vez, contribuir al desarrollo de las naciones. Fundamentalmente, en aquellas donde la agricultura y sus encadenamientos productivos están más desarrollados.
 
 
 
 
Bahía Energía apuesta al valor agregado con sostenibilidad
Emiliano Huergo
Manager BioEcomomia
 

Las últimas décadas han estado marcadas por una creciente demanda de proteínas vegetales. A la vez, la demanda internacional de aceite de soja se ha mantenido estancada, en parte debido al gran crecimiento de la producción de aceite de palma en el sudeste asiático, que de cierta forma, compite con el derivado de la oleaginosa.

Siendo Argentina el primer exportador mundial de aceite de soja, responsable de la mitad del comercio mundial, donde el 70% de los embarques tienen como destino solo 2 países, encontrar nuevos mercados resultó estratégico para sostener el crecimiento de las exportaciones de harina.

A la vez, las necesidades de reducir la fuga de dólares por la importación de gasoil y las necesidades de contar con combustibles más limpios, crearon las condiciones ideales para el surgimiento de la industria de biodiesel en Argentina. Rápidamente, comenzaron a construirse plantas en distintas provincias del país, que llegaron a superar las 35 unidades. La mayoría fueron pymes que crearon nuevas fuentes de empleo de calidad y bien remunerados en el interior productivo. En poco tiempo Argentina se convirtió en el mayor exportador mundial del biocombustible.

Pero también fue el puntapié inicial para el nacimiento de una nueva industria: la glicerina refinada. Del proceso de elaboración de biodiesel, se obtiene como subproducto glicerina cruda. Llevándolo a una pureza del 99,7%, el producto adquiere el grado de farmacopeo, donde encuentra infinidad de aplicaciones en industrias de alto valor como la farmacéutica, la cosmética, la alimenticia, los químicos y los plásticos.

Y quien se ha embarcado recientemente en este sector es el grupo Bahía Energía. Una empresa familiar que elabora biodiesel en las localidades de Ramallo, Junín y Bahía blanca que en las próximas semanas estará inaugurando una planta de refinación de glicerina.

BioEconomía se comunicó con Juan Carlos Bojanich y sus hijos, Jose Luis y Juan Ignacio para conocer los detalles del proyecto y los planes futuros de la empresa, que busca dar un nuevo salto en la integración vertical.

Más valor agregado y más sustentabilidad en esta nota que no te podés perder de una de las empresas que apuesta a fondo por la bioeconomía.

 
 
 
 
 
 
 

Últimas Noticias

ADM y LG Chem con planes de convertir maíz en PLA y biopolímeros

El gigante estadounidense de los agronegocios y líder mundial en nutrición y biosoluciones, ADM anunció que se ha asociado con LG Chem, una de las mayores empresas químicas del planeta, para explorar la producción de ácido láctico en EEUU. para satisfacer la creciente demanda de una amplia variedad de productos de origen vegetal, incluidos los bioplásticos.