10.3 C
Buenos Aires
lunes, julio 4, 2022
 

Cargill explora opciones en la dextrosa de maíz para producir biocombustibles y biopolímeros

Lo más leído

 
00:15:06

La mirada de IVECO sobre la movilidad sostenible

Bioeconomía TV dialogó con Francisco Spataro, director comercial de IVECO Group. La marca es una de las que más fuerte está apostando a la movilidad sostenible.
 
 

El gigante de los agrocommodities Cargill anunció que se ha asociado con Virent, una subsidiaria de la petrolera estadounidense Marathon, para evaluar el uso de dextrosa de maíz para la producción de biocombustibles y biopolímeros.

Virent ha desarrollado la tecnología ‘BioForming’ que utiliza los principios de la química catalítica para convertir materiales de origen vegetal en una gama completa de productos idénticos a los derivados del petróleo, que permiten la utilización completa de la infraestructura logística existente.

Más precisamente, la tecnología de Virent utiliza azúcares que se encuentran en las plantas como materia prima para producir gasolina renovable y combustible para aviones, así como bioquímicos con bajo contenido de carbono, incluido el bioparaxileno, una materia prima clave para producir biopoliéster 100% renovable y reciclable. Los azúcares pueden provenir de cualquier fuente vegetal, incluidos cultivos de primera generación como maíz, caña de azúcar y remolacha azucarera, así como materiales lignocelulósicos derivados de madera, rastrojo de maíz, bagazo y otras fuentes.

Lectura sugerida

“Estamos trabajando para escalar el proceso BioForing y estamos muy contentos de anunciar nuestro trabajo con Cargill para estudiar la viabilidad de la dextrosa de maíz como materia prima,” dijo Dave Kettner, Presidente de Virent. “Creemos que la dextrosa de maíz es una materia prima atractiva para nuestro proceso y esperamos que este estudio pueda demostrar que puede utilizarse para producir gasolina renovable, combustible para aviones y productos químicos de base biológica, que complementen  la producción de etanol, abriendo nuevos mercados para el maíz, y a la vez ampliando las oportunidades tanto para los combustibles renovables como para los productos químicos”.

Lectura sugerida

Al finalizar el estudio, Virent utilizará los resultados para evaluar las opciones para la ampliación y el desarrollo de una primera planta comercial que utilice la tecnología BioForming. El objetivo a largo plazo es utilizar materias primas disponibles comercialmente en la actualidad como puente para las materias primas del futuro basadas en la lignocelulósa.

“Cargill se complace en dar el siguiente paso en nuestro largo viaje con Virent. La experiencia en I + D en bioquímica de Virent y la tecnología Bioforming, combinada con la fuerza global de Cargill en la producción de carbohidratos y la experiencia en el procesamiento de maíz hacen de este un esfuerzo conjunto natural”, dijo el Director Gerente de Cargill, Mike Wagner. “Desarrollar la bioeconomía y aumentar la diversificación de nuestra molienda de maíz son el núcleo de nuestra estrategia, lo que hace de este un proyecto ideal y una asociación altamente compatible para Cargill”.

 
 
 
 
 
 
 

Últimas Noticias

¡Canibalismo para combatir el cambio climático! La propuesta de un falso documental sueco que gana el primer premio en el Festival de Cannes

Encargado por la Federación Sueca de Alimentos y creado por McCann Estocolmo, el falso documental de 18 minutos utiliza un valor impactante para promover el consumo de proteínas alternativas y amigables con el planeta y resaltar el impacto ambiental negativo de la producción mundial de alimentos.