¿La batería del futuro estará fabricada con biomasa de soja?

Lo más leído

Columna semanal

00:07:42

Una reflexión sobre el aporte de las bioenergías

Los temas de la semana resumidos en cinco minutos.
 
 

Los científicos del Centro de Investigación de Polímeros de Kansas, dependiente de la Universidad Estatal de Pittsburgh, han inventado un nuevo tipo de batería que que reemplaza los componentes derivados de combustibles fósiles con materiales elaborados a partir de una fuente mucho más amigable para el planeta: la soja. O mejor dicho, los residuos que quedan luego de cosechar la oleaginosa.

“Estamos utilizando los tallos, las hojas y la cáscara, cosas que de otra manera no tendrían valor comercial, para producir un sustituto al carbón activado y, de repente, eso tiene un valor tremendo”, dijo el profesor asociado de química y jefe investigador el proyecto, Ram Gupta en un comunicado de prensa.

La soja es el principal cultivo en el estado de Missouri y uno de los 10 cultivos principales en Kansas. El proyecto es financiado por el Consejo de Comercialización de Soja de Missouri.

Lectura sugerida

«La investigación viene siendo desde hace mucho tiempo una prioridad para nuestra organización y el compromiso con la innovación es un factor clave para asociaciones como la que está detrás de esta tecnología», dijo Kyle Durham, un agricultor de Norborne, Missouri, y a la vez, presidente del Consejo. «La soja es un cultivo increíblemente versátil y desarrollar nuevos usos de cualquier subproducto en cualquier eslabón de la cadena de la soja es una oportunidad emocionante».

La demanda de baterías está creciendo rápidamente, a una tasa estimada de alrededor del 10 a 12 por ciento por año, y hoy se ha convertido en una industria que mueve unos U$S 100 mil millones a nivel mundial. “Pensemos en cuántas baterías usamos (laptops, teléfonos, computadoras, automóviles) en nuestra vida cotidiana. Están en todas partes”, dijo Gupta.

Su invención está dirigida a reemplazar al costoso carbono activado convencional basado en combustibles fósiles que se utiliza en baterías. Hay una patente pendiente y una vez finalizada, la nueva tecnología estará disponible para su concesión a compradores comerciales.

“Esto es importante para los agricultores, para los empleos, para la energía verde”, dijo Gupta. “Agrega valor a la soja y crea un nuevo mercado”.

Lectura sugerida

Una ventaja adicional es que la investigación se realizó con la ayuda de estudiantes con especialización en química de polímeros, lo que les brindó una oportunidad única en su camino hacia el título y, en el comienzo de una carrera profesional con gran potencial lucrativo.

«Tenemos este gran programa de polímeros y queremos más estudiantes en él, porque hay trabajos bien remunerados, trabajos que marcan la diferencia, y tenemos una facilidad fantástica para que aprendan junto con científicos como el Dr. Gupta», dijo Bobby Winters, decano asociado de la Facultad de Artes y Ciencias de la PSU, que incluye al Departamento de Química.

Sin embargo, su trabajo aún no ha terminado, dijo Gupta. “Nuestro objetivo final es producir una batería de carbono dual, con ambos electrodos hechos de biomasa en lugar de uno solo, y lograr una batería más eficiente que se pueda usar en la industria del automóvil, que se cargue en solo 10 a 15 minutos en lugar de unos cuantas horas”, dijo. «Este será nuestro próximo paso».

 
 
 
 
 

Últimas Noticias

Lanzan una iniciativa para fortalecer las startups agroalimentarias y de América Latina y el Caribe. Enterate como participar

El Sustainable Agtech Challenge, creado por PNUMA y The Yield Lab Institute permitirá identificar Startups con modelos de negocios escalables que aborden algunos de los problemas más relevantes del cambio climático en los sistemas agroalimentarios en Latinoamérica y el Caribe.