Home Alimentos Startup noruega apuesta a desplegar la bioeconomía de los hongos

Startup noruega apuesta a desplegar la bioeconomía de los hongos

Startup noruega apuesta a desplegar la bioeocnomía de los hongos

La joven startup noruega NoMy se ha propuesto elaborar de forma sostenible todo tipo de cosas a partir del micelio de los hongos. Fundada en 2020, NoMy aprovecha el micelio, los filamentos con forma de raíz derivados de los hongos para producir alimentos, como proteínas alternativas, hasta biomateriales que sustituyen los plásticos de petróleo.

El nombre de la startup, NoMy, es una abreviatura de Norwegian Mycelium, que representa su oferta de una solución de hongos de origen local que se produce de forma sostenible y con recursos mínimos.

Un portfolio de productos a partir del micelio

«Combinando la estructura radicular en hongos, micelio, con otro tipo de materias primas naturales, como las materias primas residuales de industrias de proceso conectadas al mar, la agricultura o la silvicultura, podemos desarrollar productos sostenibles como biomateriales y nuevas fuentes de proteínas. Todo esto se puede producir localmente, sin necesidad de tierras cultivables, y constituye solo una fracción de la huella de carbono de los productos convencionales», explica Ingrid Dynna, cofundadora de la empresa junto a David Andrew Quis.

Dynna viene del sector tecnológico, con un background de 15 años de experiencia en empresas como Google y YouTube, mientras que Quis es microbiólogo y el alma del galardonado restaurante orgánico de Oslo, Hrímnir.

[td_block_7 header_color=»#82b440″ custom_title=»Lectura sugerida» limit=»1″ post_ids=»26299″]

NoMy está desarrollando un amplio portfolio de alternativas sostenibles, como biocomposites, proteínas novedosas y alternativas al plástico. Planea adoptar un enfoque B2B para su estrategia de comercialización.

Recientemente, NoMy ha recaudado una cantidad no revelada de capital en su ronda de financiación inicial, que atrajo a varios capitalistas de riesgo noruegos. La empresa con sede en Oslo dice que los nuevos fondos se destinarán a su I + D en curso sobre «futuros materiales ecológicos», así como a nuevos alimentos y proteínas alternativas elaboradas con micelio.

«Nuestro objetivo es convertirnos en un actor líder en la transición hacia una economía circular y de base biológica ofreciendo nuevos tipos de materiales y productos. Esperamos que podamos crecer, pero primero debes hacer un trabajo de marketing. Creemos que hay mercados muy grandes. Especialmente cuando miramos al exterior, en alimentos de origen vegetal», dijo Dynna.

«Hay áreas que están creciendo rápidamente, tanto porque hay un mayor interés de los usuarios como por el interés de los inversores a nivel internacional. Hay grandes valores económicos aquí y es un mercado del que esperamos formar parte, al mismo tiempo que podemos ayudar a Noruega a acelerar el cambio verde», agrega la ejecutiva.

Creciendo alternativas rentables y renovables

Para NoMy, el micelio tiene un enorme potencial de disrupción en múltiples industrias debido a su escalabilidad y asequibilidad.

[td_block_7 header_color=»#82b440″ custom_title=»Lectura sugerida» limit=»1″ post_ids=»12700″]

En una publicación de blog sobre la misión de la empresa en el ámbito de los materiales alternativos, el cofundador Quis escribió: “¿Qué pasaría si en lugar de fabricar estos materiales cotidianos a partir de combustibles fósiles, pudiéramos hacerlo a partir de recursos locales renovables? ¿Qué pasaría si, en lugar de producirlos, pudiéramos cultivarlos a un precio competitivo y una fracción de su huella ambiental?»

“¿Y si, en otras palabras, nuestros materiales pudieran replicar y regenerar la naturaleza, en lugar de explotarla y dañarla?”, Continúa. “Frente a productos que contribuyen de manera desproporcionada a los problemas del planeta, estamos trabajando en una idea audaz que creará alternativas verdaderamente circulares y sostenibles”.

A medida que el micelio gana tracción como solución sostenible, ahora hay un número creciente de empresas que desarrollan nuevos productos a base de hongos. Por ejemplo, Meati Foods, está trabajando en la creación de carnes enteras libres de animales y MycoWorks y Bolt Threads son algunas de las compañías que están creando alternativas de cuero vegano a partir de hongos y han sido respaldados por marcas de moda como Lululemon, Adidas y Stella McCartney.

×
Salir de la versión móvil