lunes, mayo 20, 2024
 

Golpe a los mercados de carbono: denuncian que miles de millones de créditos de carbono son fraudulentos

Compartir

 
 

Un reciente artículo publicado en The Guardian firmado por Patrick Greenfield destaca que los especuladores que adquirieron créditos de carbono podrían enfrentar pérdidas millonarias, ya que la evidencia científica ha demostrado que muchos de estos créditos carecen de valor ambiental y se han convertido en activos varados.

El informe señala que existe un creciente número de créditos de carbono que en volumen equivalen a las emisiones anuales de Japón, el quinto contaminante más grande del mundo, que están sin utilizar en el mercado voluntario no regulado. Esta acumulación ha surgido en medio de pruebas que indican que una gran cantidad de créditos de carbono no contribuyen a mitigar el calentamiento global y en ocasiones pueden estar vinculados a violaciones de derechos humanos.

Empresas como Apple, Disney, Gucci y Shell han recurrido a los créditos de carbono en sus esfuerzos de sostenibilidad, obteniéndolos del mercado voluntario no regulado, que creció a U$S 2.000 millones en tamaño en 2021 y vio que los precios de muchos créditos de carbono superaban los U$S 20 por crédito.

A menudo, estos créditos se generan con la premisa de que contribuyen a la mitigación del cambio climático, deteniendo la deforestación tropical, plantando árboles y creando proyectos de energía renovable en países en desarrollo. Sin embargo, los escándalos recurrentes sobre su verdadero impacto y la supervisión reguladora sobre las afirmaciones de «neutralidad de carbono» han llevado a una disminución en la demanda y los precios de la compensación. Incluso hay indicios de que algunos operadores de créditos de carbono están anulando inversiones que habrían tenido un valor de cientos de millones de dólares hasta el año pasado.

El mercado de derivados en los Estados Unidos ha emitido una alerta para denunciantes relacionada con el fraude y la mala conducta en los mercados de carbono, y ha establecido un nuevo equipo especializado en fraudes ambientales.

Lectura sugerida

Un estudio reciente publicado en la revista Science ha revelado que millones de créditos de carbono forestales aprobados por Verra, la principal entidad certificadora a nivel mundial, son en gran medida inútiles y podrían empeorar el calentamiento global si se utilizan para compensación.

La investigación realizada por científicos y economistas de la Universidad de Cambridge y VU Amsterdam fue uno de los tres estudios utilizados en una investigación de enero sobre compensaciones forestales realizada por The Guardian, Die Zeit y Source Material. El estudio de Science se utilizó en forma de preimpresión mientras esperaba su revisión por pares, situación que ya sucedió.

El análisis, publicado el jueves, encontró que 18 grandes proyectos de compensación forestal habían producido millones de créditos de carbono basados en cálculos que inflaban enormemente su impacto en la conservación. Se descubrió que los programas, que generan créditos al evitar la deforestación hipotética, no reducían la pérdida de bosques o lo hacían en cantidades muy pequeñas, mucho menos de las áreas enormes que afirmaban proteger, lo que dejaba los créditos en su mayoría sin valor.

Los hallazgos siguen a un estudio de 2020 sobre 12 proyectos en la Amazonía brasileña realizado por el mismo grupo, que encontró que tenían un impacto insignificante en la detención de la deforestación a pesar de generar créditos en función de que estaban evitando que grandes áreas fueran destruidas. Un estudio de 2022 sobre 40 proyectos aprobados por Verra liderado por investigadores de la Universidad de Cambridge encontró que si bien algunos proyectos detuvieron la deforestación, la mayoría no detuvo ninguna o solo cantidades pequeñas.

Lectura sugerida

The Guardian afirma que Verra ha disputado enérgicamente los hallazgos del nuevo estudio, pero ha expresado su bienvenida a las aportaciones de la comunidad científica y reconoce que hay áreas de mejora en el sistema actual. Está en proceso de reemplazar sus metodologías para generar créditos, que deberían ser lanzadas más adelante este año.

En mayo, el CEO de Verra, quien llevaba mucho tiempo en el cargo, renunció debido a preocupaciones sobre los créditos de carbono.

El mercado voluntario de carbono ya había experimentado una caída en los precios. Hannah Hauman, ex comerciante de petróleo que ahora es jefa global de comercio de carbono en Trafigura, el mayor comerciante de créditos de eliminación de carbono del mundo, indicó que si los gobiernos pudieran decidir qué se considera como créditos compatibles con el Acuerdo de París, eso proporcionaría una mayor certeza.

«La mayor pregunta que recibimos de los clientes es: ¿dónde termina esta incertidumbre? Dicen que no pueden cumplir su compromiso de cero neto dentro de su propio camino de descarbonización sin créditos de carbono. Una de las cosas que nos dará mucha mayor certeza es el artículo 6 del Acuerdo de París, que definirá los créditos de carbono compatibles con París para el sector privado junto con los actores soberanos. Queremos ver que la responsabilidad recae en el vendedor para entregar la calidad acordada y eso debería aumentar la confianza del comprador en gran medida», dijo.

 
 
 

Lo más leído

 

Imperdible

Más noticias