16.1 C
Buenos Aires
domingo, octubre 2, 2022
 

«La ganadería deberá adaptarse a la demanda vegana»

Lo más leído

 
00:16:20

Vistamos Alto Agrelo de Bodega Argento, la finca orgánica más grande de Argentina

Juan Pablo Murgia, enólogo jefe de Bodega Argento, explicó a BioEconomíaTV los detalles de cómo es el trabajo que vienen realizando en lo que ellos definieron como 'Agricultura Biosustentable': un concepto sobre el que se basa su iniciativa 'MatrizViva' que tiene como objetivo mejorar las las condiciones para la producción de vinos manteniendo una convivencia armónica con el ecosistema de la región.
 
 

La noticia de que el Whopper sin carne se comenzó a probarse en Estados Unidos es solo una muestra más de que las dietas vegetarianas, veganas y «flexitarias» llegaron para para quedarse, escribió Darragh McCullough -periodista y productor tambero en Irlanda- en The Independet.

Agregó que los granjeros irlandeses piensan que los negocios de la carne no más van más allá que ABP de Larry Goodman (El mayor empresario de la carne de Irlanda), pero Tyson Foods empequeñece a los 10.000 empleados de esa compañía con sus 122.000 trabajadores.

Destaca que lo que ambos tienen en común, aparte de la carne, son sus multimillonarias inversiones en el juego de sustitutos de la carne. En este nuevo mundo, es hora de que la comunidad agrícola se haga una idea del veganismo. Para ello, McCullough propone algunos consejos:

Terminar con acusaciones tontas

Los productores deben dejar de afirmar que si tuviéramos que confiar en los veganos para alimentar al mundo, todos pasaríamos hambre. Es un intento tonto de ignorar el punto real. Las afirmaciones de que no es posible obtener suficientes nutrientes de una dieta vegana ignoran el hecho de que una gran parte de la población mundial, como en la India, ha estado efectivamente viviendo de una dieta vegetariana durante siglos.

Leer también

Burger King pone a prueba la carne de origen vegetal

Destaca que la afirmación que más le irrita es las condiciones de bienestar de los animales de granja si el mundo se volviera vegetariano. Nuevamente, eso es una tontería, ya que la única razón por la que existen actualmente los 25 mil millones de vacas, ovejas, cabras, gallinas y otros animales es porque hay un mercado para ellos. Si no valiera la pena para los granjeros criar animales o producir huevos, el número caería.

Confía en que el mundo nunca cambiará a una dieta vegetariana de la noche a la mañana, por lo que el alarmismo acerca de los animales no deseados que deambulan por las carreteras del mundo es solo una pesadilla mal concebida por parte de quienes comen carne.

Argumentar que los rumiantes son la única forma de convertir el pasto en algo útil para los humanos también le suena falso. La hierba podría ser simplemente cambiada de bovinos y ovinos a digestores anaeróbicos. De hecho, podría ser mucho más rentable para los agricultores irlandeses a los precios actuales de la carne.

No enredarse en una guerra de palabras

El Parlamento Europeo está proponiendo una prohibición a las compañías que usan términos como hamburguesa, salchicha y carne para cualquier cosa que no sea de un animal. Afirma que se repite el lobby de los ganaderos al otro lado del Atlántico.

Cree que la teoría es que la industria láctea está perdiendo ventas a todas las alternativas lácteas como la leche de soja, almendra y avena porque no actuó lo suficientemente rápido como para evitar que otras empresas usen la palabra leche.

Leer también

Comida vegana: ya es un derecho en los hospitales y cárceles de California

Pero puedes ver la pendiente resbaladiza comenzando cuando la leche de coco siempre ha sido conocida como: leche.

¿Necesitamos volver a etiquetar pasteles de carne picada, también?, se pregunta.

Si bien puede ganar un poco de tiempo, los comercializadores sortearán cualquier regla y, al final, el consumidor elegirá lo que quiera, independientemente de cómo se llame.

Aceptar que los estilos de vida y las preferencias han cambiado

Recuerda el horror en algunas de las caras de sus colegas en otra publicación agrícola cuando reveló que el cuscús era una parte regular de su dieta semanal.

Apuesta a que las mismas personas en la misma oficina hoy comen menos carne que hace 10 años.

Dice que todos nos aconsejan comer menos carne si queremos vivir más tiempo. Así que la población general se está deslizando gradualmente hacia una dieta flexitariana donde se destacarán las  la carne, pero menos como un alimento básico.

Considerar un futuro sin ganadería intensiva

Afirma que cualquiera que ignore los problemas masivos que enfrenta la ganadería no debe estar en el negocio. Las fuerzas combinadas del cambio climático, el bienestar de los animales y las preocupaciones de salud sobre los altos niveles de consumo de carne son imparables. Eso no quiere decir que no podamos encontrar mejores formas de producir carne y productos animales.

Leer también

Bélgica innova con proteína texturizada de trigo

Pero no es exagerado suponer que durante el próximo siglo, la ganadería podría ser vista como lo es el comercio de esclavos, agrega.

Cuenta que una encuesta en la reciente Conferencia de Agricultura de Oxford, un bastión de agricultores con mentalidad comercial, mostró que solo el 20 por ciento creía que las cosas continuarían como estaban. Casi el 40 por ciento pensaba que el futuro era vegano.

Cree que esta visión fue sin duda influida por la creciente variedad de alternativas a la carne que se están desarrollando en todo el mundo. Ya sea Whoppers hecho con un combo de soja, papa y coco, carne cultivada en platos de petri, hamburguesas de insectos, impresoras 3D, derivados de algas o lo que sea, puede estar seguro de que ahora hay una opción vegana en una tienda cerca de usted.

No desesperes

Mas adelante en la nota, el periodista describe que el estilo de vida vegano es algo occidental en este punto y, incluso si las personas se vuelven más selectivas con respecto a los productos animales que consumen, todavía habrá un gran mercado para los productos animales de primera calidad.

Y eso es antes de considerar el hecho de que las economías en desarrollo en Asia y África apenas están empezando a descubrir el placer de poder pagar proteínas animales. Serán los banqueros del sector ganadero mundial durante las próximas décadas, afirma.

El desafío es cómo hacer que nuestros negocios queden a prueba del futuro frente a los desafíos que planteará el veganismo, y recomienda que se debe apuntar al sector premium.

Los ganaderos irlandeses están en un lugar mejor que la mayoría en este sentido, afirma.

Para finalizar compara que los veganos y los ganaderos serán un poco como los protestantes y los católicos. Ellos siempre estarán en desacuerdo fundamental en las cosas cercanas a sus corazones.

Eso puede ser una receta para una guerra total, como bien sabemos. Pero como también sabemos, podemos aceptar las diferencias y seguir juntos de todos modos.

Es una opción, y debemos hacerla más temprano que tarde, concluye.

 
 
 
 
 
 
 

Últimas Noticias

Iberdrola pone en marcha la primera planta agrovoltaica inteligente de España

La instalación contribuirá a mejorar la calidad de la uva, permitirá un uso más eficiente del terreno, reducirá el consumo de agua de riego y mejorará la resistencia de este cultivo a las condiciones climáticas, ante el aumento de las temperaturas y las cada vez más frecuentes olas de calor.