24.1 C
Buenos Aires
domingo, noviembre 27, 2022
 

¿Qué dijo el mayor productor de biocombustibles de Europa luego de visitar los campos de carinata en Argentina?

Lo más leído

Columna semanal

00:16:34

Algunas reflexiones sobre la insólita e indignante crisis de gasoil y el aporte de las bioenergías

Durante años, los biocombustibles contribuyeron significativamente a la descarbonización del transporte y a la independencia energética del país, pero una mala Ley sancionada el año puso en riesgo estos logros.
 
 
 
 
Emiliano Huergo
Emiliano Huergo
Manager BioEcomomia
 

Las máximas autoridades de Saipol, la compañía que pertenece al mayor procesador de granos de Europa, El Grupo Avril, que a su vez es también el mayor productor de biocombustibles del Viejo Continente, estuvieron en Argentina visitando campos sembrados con carinata en distintas zonas del país.

De la recorrida, participaron también autoridades de Nuseed, la compañía australiana que ha desarrollado la genética para este cultivo, que tiene instalado en Venado Tuerto su centro de I+D.

Nuseed provee de semillas a los productores bajo contratos cerrados que garantizan transparencia en el precio final. Luego toda la producción se exporta a Francia donde Saipol extrae el aceite para su uso como biocombustibles, tanto para aviones como para vehículos diésel.

BioEconomíaTV tuvo la oportunidad de conversar con Cristopher Beaunoir, CEO de Saipol y con Brent Javra, Global General Manager – Commercial de Nussed sobre lo que significó esta recorrida para ellos, y que ven tanto en la carinata como en el fututo de los biocombustibles, fundamentalmente para la aviación.

¡No lo pierdas!

 
 
 
 
 
 
 

Últimas Noticias

A 15 años de la inauguración de la pastera de Fray Bentos, la cadena foresto-industrial argentina invita a reflexionar sobre las oportunidades que aún...

Según Confiar es posible constatar que los temores ambientales y de salud que se agitaron esos días fueron equivocados. La entidad dice que ha pasado un tren de desarrollo del sector que trajo inversiones en Chile, Brasil y Uruguay de alrededor de 30.000 millones de dólares.