lunes, mayo 20, 2024
 

Basf lanzó un hilo negro compostable, ideal para la producción de frutas y vegetales

Compartir

 
 

En un paso significativo hacia una producción de alimentos más sostenible, BASF ha ampliado su gama de productos con el biopolímero certificado compostable ecovio®. Esta innovación permite ahora la fabricación de hilos negros utilizados en la producción de frutas y verduras en invernaderos comerciales.

La variedad ecovio® T 2206 ha obtenido la certificación de compostabilidad industrial según la norma EN13432, lo que significa que, después de la cosecha, los hilos pueden ser recogidos junto con los residuos vegetales y transportados a instalaciones de compostaje industrial (según las regulaciones locales) donde se biodegradan.

Este avance no solo contribuye a evitar microplásticos persistentes en los residuos orgánicos, sino que también permite convertir más residuos verdes en compost valioso, apoyando así el reciclaje orgánico y cerrando el ciclo de nutrientes para lograr una economía circular.

Las bobinas de hilos fabricados con ecovio® T 2206 pueden ayudar a que plantas como tomates y pepinos trepen hacia arriba en estructuras de invernadero en diversos climas, desde Europa hasta América del Sur, Asia y Canadá. Ensayos demuestran la excelente durabilidad de estos hilos hasta el final del ciclo de cultivo. Tras la cosecha, los agricultores no tienen que separar laboriosamente los hilos de las plantas, sino que simplemente los recogen juntos para compostar. Estos hilos compostables en instalaciones industriales no solo benefician a los agricultores, sino también a los fabricantes: ecovio® T 2206 se puede producir en maquinaria estándar de polipropileno (PP).

Startup suiza recauda U$S 40MM para escalar su producción de alternativas biológicas a la fibra de carbono

El portafolio de biopolímeros de BASF para una agricultura y producción de alimentos sostenibles también incluye la variedad certificada como biodegradable en suelo, ecovio® M 2351 (según EN 17033). Especialmente desarrollada para películas de acolchado utilizadas en agricultura y horticultura para aumentar el rendimiento, acelerar la cosecha y ahorrar agua y herbicidas.

Las películas de acolchado hechas de ecovio® M 2351 se degradan completamente y biológicamente por microorganismos como bacterias y hongos que existen naturalmente en el suelo. Los agricultores simplemente pueden arar las películas de acolchado hechas de ecovio® M 2351 de nuevo en el suelo después de la cosecha. Esto ahorra tiempo y dinero, y ayuda a evitar microplásticos persistentes en el suelo agrícola, que ocurrirían si los agricultores utilizaran películas de acolchado convencionales hechas de polietileno no biodegradable (PE).

Del trigo a los bioplásticos: una asociación bioagroindustrial impulsa la química verde en Francia

ecovio®, el biopolímero de BASF, está certificado como compostable de acuerdo con estándares como EN13432. Es una mezcla de ecoflex® PBAT de BASF y materias primas renovables. Las aplicaciones típicas de ecovio® son bolsas de residuos orgánicos, film de cling, bolsas de frutas y verduras, así como películas de acolchado agrícola y aplicaciones de envasado de alimentos.

Los estudios muestran las ventajas de ecovio® para la producción, el envasado y la vida útil de los alimentos, así como para la recolección de residuos de alimentos. Estas ventajas se basan en la biodegradabilidad certificada del material en compostaje industrial y doméstico, así como en suelo agrícola: se reduce el desperdicio de alimentos, los nutrientes se devuelven al suelo mediante mayores volúmenes de compost, y se evita la acumulación de microplásticos persistentes en el suelo agrícola. Esto contribuye a una economía circular mediante el cierre del ciclo de nutrientes a través del reciclaje de orgánicos.

 
 
 

Lo más leído

 

Imperdible

Más noticias