lunes, mayo 20, 2024
 

Bunge, Chevron y Corteva se unen para introducir semillas híbridas mejoradas de canola con un perfil de carbono más bajo

Compartir

 
 

Las multinacionales Bunge, Corteva y Chevron anunciaron que trabajarán juntas para introducir semillas híbridas mejoradas de canola con un perfil de carbono más bajo. El objetivo de la colaboración es aumentar la disponibilidad de materias primas de aceite vegetal principalmente para el creciente mercado nacional de combustibles renovables.

Las empresas dijeron que planean introducir el cultivo de canola en los sistemas de rotación del sur de EEUU como un cultivo de invierno, creando una nueva oportunidad de ingresos para los agricultores y mejorando la sostenibilidad de la actividad.

Los híbridos de canola de invierno patentados de Corteva se pueden utilizar en un sistema de doble cultivo, después de la soja o el algodón. “Nos complace trabajar con Bunge y Chevron para brindar una nueva opción en el sur de EEUU. que aportará soluciones para que los agricultores aumenten la productividad y la sustentabilidad de sus campos, además de contribuir a la necesidad de combustibles renovables y con menos emisiones de carbono”, dijo Chuck Magro, director ejecutivo de Corteva Agriscience.

Lectura sugerida

En septiembre de 2021, Bunge y Chevron se asociaron en partes iguales para crear Bunge Chevron Ag Renewables, para ayudar a satisfacer la creciente demanda de biocombustibles de EEUU y producir materias primas bajas en carbono. A partir de este nuevo acuerdo, la empresa conjunta entre Bunge y Chevron, comprará a los agricultores su producción de canola de invierno y usará el aceite para producir combustible renovable.

Además de brindar a los agricultores una nueva oportunidad de ingresos, agregar canola de invierno a una rotación proporciona un cultivo de cobertura que puede mejorar la salud del suelo al retener más nutrientes, agua y carbono en el suelo. Se espera que se lleve a cabo un programa piloto en la temporada de cultivo 2022-23 para afinar las mejores prácticas de gestión.

“Los cultivos de cobertura rotativos juegan un papel clave en nuestra estrategia para continuar desarrollando materias primas bajas en carbono de próxima generación. Como líder en el procesamiento de semillas oleaginosas, nos complace trabajar junto con Corteva y Chevron para llevar esta innovación de cultivos a los agricultores y procesarla en soluciones sostenibles para los consumidores. Este es otro paso en nuestro compromiso de crear caminos claros para apoyar la descarbonización de la industria”, dijo Greg Heckman, CEO de Bunge.

Lectura sugerida

Las compañías planean continuar explorando oportunidades para mejorar de manera sostenible las opciones agrícolas y producir combustibles renovables con menos carbono.

“Chevron se compromete a promover un futuro energético con menos emisiones de carbono y reconocemos que los combustibles renovables como el biodiésel y el diésel renovable son una solución para lograrlo”, dijo Kevin Lucke, presidente de Chevron Renewable Energy Group.

“La innovación de materias primas es un elemento crítico del crecimiento de la industria de los combustibles renovables, y las soluciones innovadoras como la canola de invierno de doble cosecha no solo benefician un futuro con menos emisiones de carbono, sino que también benefician a los agricultores, los consumidores y el medio ambiente”.

 
 
 

Lo más leído

 

Imperdible

Más noticias