EEUU: nueva refinería de petróleo producirá biocombustibles

Lo más leído

Columna semanal

La bioeconomía como modelo de desarrollo industrial sostenible

El enfoque de la bioeconomía se ha instalado como una de la formas más eficaces para contrarrestar los efectos del calentamiento global, causante del cambio climático, y a la vez, contribuir al desarrollo de las naciones. Fundamentalmente, en aquellas donde la agricultura y sus encadenamientos productivos están más desarrollados.
 
 

HollyFrontier Corporation, una petrolera texana, anunció que su Junta Directiva aprobó un plan para producir diesel renovable en la refinería Cheyenne que posee en Wyoming y anexar una unidad de pretratamiento («PTU») en la Refinería Artesia, donde ya habían anunciado la adaptación para producir biocombustibles.

El anuncio llega pocos días después que la empresa Global Clean Energy anunciara la adquisición de la refinería de petróleo Alon Bakersfield, en California, donde hará las reformas necesarias para elaborar combustible diesel a partir de diversas materias primas, incluidas las variedades patentadas de Brassicas.

Con las incorporaciones, se espera que HollyFrontier tenga una capacidad combinada para producir más de 900.000 metros cúbicos por año de diesel renovable y para pretratar más del 80% de su materia prima. La compañía espera invertir entre U$650 y U$750 millones en su negocio de energías renovables, con una tasa interna de retorno global esperada del 20-30%.

En comentarios realizados al portal StreetInsider, Mike Jennings, presidente y director ejecutivo de HollyFrontier, declaró que «La demanda de diesel renovable, así como otros combustibles con bajo contenido de carbono, está creciendo y tomando participación en el mercado, impulsados por las preferencias de los consumidores y el apoyo de importantes programas de incentivos gubernamentales federales y estatales. De esta forma se presenta una oportunidad excelente para mejorar tanto la rentabilidad como la huella ambiental de HollyFrontier a través de la inversión orgánica».

Lectura sugerida

Y agregó que “estos anuncios sientan las bases para un negocio integrado de energías renovables en HollyFrontier, que incluye múltiples plantas de biocombustibles con flexibilidad de materia prima. Después de 86 años como refinería de petróleo, Cheyenne asumirá un nuevo desafío. Nos damos cuenta de que esta decisión afecta a muchos empleados, sus familias y la comunidad. Agradecemos a todos nuestros colegas en Cheyenne y trabajaremos en estrecha colaboración con los involucrados esta decisión”.

Con una inversión de capital esperada entre U$S125 y U$S175 millones, HollyFrontier tiene la intención de reutilizar la huella actual de Cheyenne y una parte de sus activos existentes para producir aproximadamente 410.000 por año de biodiesel. La  compañía espera que el proyecto se complete en el primer trimestre de 2022 y genere una tasa interna de retorno del 20-30%.

Lectura sugerida

Construcción de la Unidad de Pretratamiento en la Refinería Artesia

La PTU prevista, procesará más del 80% de la materia prima para las dos plantas de biocombustible de HollyFrontier. De esta forma esperan lograr flexibilidad en el abastecimiento y así mitigar el riesgo de utilizar una única de materia prima, generando valor mediante el uso de un abastecimiento con menor huella de carbono.

La inversión estimada se calcula entre  U$S 175 y U$S 225 millones y se espera que para el primer semestre de 2022 ya se encuentre operativa.

La tasa interna de retorno esperada está en el orden del 10% al 15%,  y para su cálculo se tuvo en cuenta una previsión para proteger los retornos del negocio de energías renovables de HollyFrontier contra una potencial volatilidad en los mercados de materias primas.

 
 
 
 
 

Últimas Noticias

ADM y LG Chem con planes de convertir maíz en PLA y biopolímeros

El gigante estadounidense de los agronegocios y líder mundial en nutrición y biosoluciones, ADM anunció que se ha asociado con LG Chem, una de las mayores empresas químicas del planeta, para explorar la producción de ácido láctico en EEUU. para satisfacer la creciente demanda de una amplia variedad de productos de origen vegetal, incluidos los bioplásticos.