lunes, mayo 20, 2024
 

Transformación revolucionaria: australianos convierten el metano emitido por los basurales en biocombustible para aviones

Compartir

 
 

En un hito mundial, científicos de la Universidad de Sídney han ideado un método revolucionario para convertir el metano de los vertederos en un combustible sostenible para aviones, todo gracias al uso de plasma.

El metano es un gas de efecto invernadero mucho más potente que el dióxido de carbono (CO2). Según la Agencia Internacional de Energía, la concentración de metano en la atmósfera es actualmente alrededor de dos veces y media mayor que los niveles preindustriales y contiúa aumentando debido principalmente a las emisiones de los basurales a cielo abierto y la quema de combustibles fósiles.

Este innovador proceso, publicado en el Journal of the American Chemical Society, podría cambiar el juego en la lucha contra el cambio climático.

El Reino Unido confirma planes para imponer ‘Mandato de SAF’ a partir de 2025: ¿Qué implica para la industria de la aviación?

Recientemente, Australia se unió a un acuerdo internacional para mitigar el metano, junto a Estados Unidos, la Unión Europea, Japón y la República de Corea, lo que pone en relieve la importancia de esta investigación a nivel mundial.

El autor principal del estudio, el profesor PJ Cullen de la Facultad de Ingeniería Química y Biomolecular de la Universidad de Sídney y la Iniciativa Net Zero, dijo: «A nivel mundial, los vertederos son grandes emisores de gases de efecto invernadero, principalmente una mezcla de CO2 y metano. Hemos desarrollado un proceso que tomaría estos gases y los convertiría en combustibles, apuntando a sectores que son difíciles de electrificar, como la aviación».

Transformación revolucionaria: australianos convierten el metano emitido por los basurales en biocombustible para aviones
Cómo podría funcionar el proceso. Imagen: Profesor PJ Cullen, Dr. Tianqi Zhang y Dra. Emma Lovell.

«Las instalaciones modernas de vertederos ya capturan, mejoran y queman sus emisiones de gas para la generación de electricidad, sin embargo, nuestro proceso crea un producto de mucho menor impacto ambiental y comercialmente valioso», dijo.

Las emisiones globales de vertederos se estiman en 10-20 millones de toneladas de gases de efecto invernadero por año, un valor comparable a las emisiones del sector energético global.

La aviación actualmente representa aproximadamente el tres por ciento de las emisiones mundiales. Crear un combustible «de ciclo cerrado» basado en emisiones existentes eliminaría la necesidad de combustibles para aviones tradicionales, que añaden más emisiones a la atmósfera.

El futuro del crucero de placer: velas, combustibles renovables y poco calado para llegar a lugares paradisíacos con mínimo impacto ambiental

El proceso funcionaría extrayendo metano de un vertedero, conocido como pozo de metano, que utiliza un mecanismo en forma de eje para extraer gases. «La belleza de esto es que este proceso simple captura casi la composición exacta que necesitamos para nuestro proceso», dijo el profesor Cullen.

«El plasma no térmico es una tecnología impulsada por electricidad que puede excitar gas a baja temperatura y presión atmosférica. Básicamente, lo que esto significa es que este enfoque facilita la conversión del gas en productos de valor añadido mediante la inducción de descargas de plasma dentro de burbujas de gas en formación. El proceso no requiere calor ni presión, lo que significa que requiere menos energía, lo que lo hace altamente compatible con fuentes de energía renovable».

Los autores PJ Cullen, Emma Lovell y Tianqi Zhang están asociados con PlasmaLeap Technologies, el proveedor de la tecnología de plasma empleada para generar burbujas de plasma en este estudio.

 
 
 

Lo más leído

 

Imperdible

Más noticias