La central eléctrica Drax abandona definitivamente planes de gas natural y acelera proyecto de biomasa con captura de carbono

Lo más leído

Columna semanal

La bioeconomía como modelo de desarrollo industrial sostenible

El enfoque de la bioeconomía se ha instalado como una de la formas más eficaces para contrarrestar los efectos del calentamiento global, causante del cambio climático, y a la vez, contribuir al desarrollo de las naciones. Fundamentalmente, en aquellas donde la agricultura y sus encadenamientos productivos están más desarrollados.
 
 

Drax, la central eléctrica más grande del Reino Unido que por décadas fue considerada la industria más contaminante de Europa y que ahora se encuentra en una transición para reemplazar definitivamente los combustibles fósiles por biomasa renovable, confirmó que solicitará una Orden de Consentimiento de Desarrollo (DCO) del Gobierno este mes, con el fin de instalar la primera matriz de tecnología de bioenergía con captura de carbono (BECCS) a escala comercial del Reino Unido en sus instalaciones en Selby, North Yorkshire.

Drax comenzó a capturar carbono del proceso de producción de bioenergía a principios de 2019, después de trabajar con C-Capture para poner a prueba la tecnología de captura de carbono. Luego formó alianzas con empresas como Mitsubishi Heavy Industries para aumentar la capacidad de captura y suministrar el carbono capturado a industrias que incluyen bebidas y materiales.

Si se concede el DCO, Drax cree que podrá capturar ocho millones de toneladas de CO2e cada año utilizando la nueva infraestructura.

El proceso de DCO demorará alrededor de dos años en completarse. Con esto en mente, Drax cree que la construcción del proyecto podrá comenzar en 2024 y que estará en pleno funcionamiento para 2027. Durante todo el proceso de solicitud, Drax mantendrá abierta una consulta digital.

Drax afirma que ya tiene suficientes planes contractuales para satisfacer las demandas de suministro de biomasa de la infraestructura ampliada. La compañía acaba de adquirir la empresa canadiense de producción de pellets de madera, Pinnacle Renewable Energy Inc para aumentar su capacidad de autoabastecimiento.

Lectura sugerida

«En Drax, estamos muy orgullosos de los grandes avances que ya se han logrado en la transformación del negocio para convertirnos en la central de energía renovable más grande del Reino Unido, produciendo suficiente electricidad renovable para hasta cuatro millones de hogares y protegiendo miles de puestos de trabajo en el proceso». Dijo Will Gardiner, director ejecutivo de Drax Group.

“Con BECCS podemos ir aún más lejos: eliminaremos permanentemente millones de toneladas de CO2 de la atmósfera y realizaremos una contribución significativa a los esfuerzos para abordar la emergencia climática, al tiempo que crearemos miles de nuevos puestos de trabajo y apoyaremos un proceso post-Covid-19 de recuperación económica», agregó.

Bajo la gestión de Gardiner, Drax se ha propuesto la ambición de convertirse en una empresa con emisiones de carbono negativas para 2030. La compañía redujo sus emisiones absolutas de carbono para el primer semestre de 2019 en un 52%, en comparación con el mismo período en 2018, en gran parte debido al cambio de modelo de negocio al pasar del carbón a la biomasa, la captura y almacenamiento de carbono (CCS) y la energía hidroeléctrica.

Drax planea terminar por completo la generación de electricidad comercial a carbón en la central eléctrica de Selby este mes.

La firma había enfrentado críticas y un desafío legal por sus propuestas de construir una central térmica de energía a gas natural. Los abogados de ClientEarth argumentaron que el proyecto propuesto, que habría sido el más grande de su tipo en Europa, no estaba alineado con los objetivos climáticos a largo plazo del Reino Unido. Drax decidió abandonar el proyecto por su propia cuenta, teniendo en cuenta estas consideraciones, el mes pasado.

Lectura sugerida

En sus recomendaciones iniciales al gobierno del Reino Unido para lograr una economía nacional de cero emisiones para 2050, el Comité de Cambio Climático (CCC) concluyó que las soluciones tecnológicas actuales y los marcos de políticas más sólidos podrían permitir al Reino Unido reducir las emisiones en alrededor del 97% con respecto a la línea de base de 1990.

El 3% restante podría lograrse mediante la ampliación de las soluciones CCS y la tecnología de energía de hidrógeno, ambas enumeradas como una «necesidad, no una opción».

Sin embargo, CCS no está exenta de controversias. Los críticos han argumentado que las grandes empresas de combustibles fósiles y otros grandes emisores pueden usar la tecnología para continuar con modelos de ‘business-as-usual’ que tienen otros impactos ambientales negativos.

Cuando la CCS se usa junto con la biomasa, todavía quedan preguntas por hacer sobre los procedimientos de abastecimiento sólidos y la gestión de la cadena de suministro. Organismos como el IPCC han relacionado las malas prácticas de gestión de la tierra con el cambio climático y la pérdida de biodiversidad. Drax ha elaborado una estrategia de biomasa sostenible destinada a eliminar la deforestación de sus cadenas de suministro de pellets.

Lectura sugerida

En su reporte financiero de 2020 recientemente publicado, la compañía indica que durante el año pasado ha aumentado la producción de pellets de madera en 7% y reducido sus costos en 5%. Según el reporte, Drax produjo 1,5 millones de toneladas métricas de pellets en 2020, frente a 1,4 millones de toneladas en 2019. Gardiner atribuyó la mejora a un sólido rendimiento operativo y una buena disponibilidad de fibra en la biomasa y destacó que están enfocados en las oportunidades para generar ahorros en toda la cadena de suministro como parte de su esfuerzo por reducir el costo de la biomasa a £ 50 (U$S 70) el megavatio hora (MWh).

Bajo la ambición del ‘Net-Zero’, el gobierno del Reino Unido se ha comprometido a descarbonizar por completo al menos un clúster industrial para 2040. Drax es parte de uno de los principales proyectos de clúster industrial ‘Net-Zero’ del Reino Unido junto con Equinor y National Grid.

 
 
 
 
 

Últimas Noticias

ADM y LG Chem con planes de convertir maíz en PLA y biopolímeros

El gigante estadounidense de los agronegocios y líder mundial en nutrición y biosoluciones, ADM anunció que se ha asociado con LG Chem, una de las mayores empresas químicas del planeta, para explorar la producción de ácido láctico en EEUU. para satisfacer la creciente demanda de una amplia variedad de productos de origen vegetal, incluidos los bioplásticos.